lunes, 24 de enero de 2011

video

Esta hecha toda una señorita



Como veran han pasado meses que no escribo nada en mi blog.. Les presento a Micha Isha, hecha una señorita. Esta foto nos tomamos el dia de reyes, en su casa estaba celosa porque los niños vinieron a recoger sus regalos y ella se ha quedado sin ninguno.
Vaya escena de celos que nos ha demostrado.Ahi la tienen indiferente como ninguna pero a la vez tierna y bella.

domingo, 2 de agosto de 2009

Limpios por naturaleza



Los gatos son animales limpios por naturaleza, se ocupan de su limpieza y arreglo personal. Se asean lamiéndose el pelaje un promedio de tres horas diarias, -esta conducta se conoce como “atusamiento”-, lo cual les estimula el crecimiento del pelo nuevo. También se realizan el “manicure”, pues se limpian y afilan las uñas frotándolas sobre superficies ásperas. Los felinos tienen una tendencia natural a tapar sus heces y orina, y por si esto fuera poco, les gusta comer en platos limpios.

•Baño: se cree que los gatos le temen al agua, pero lo cierto es que si se le acostumbra desde pequeño a una rutina de limpieza, no habrá ningún problema con el baño. Este puede realizarse una ó dos veces al mes, utilizando agua tibia y un shampoo especial para gatos.

Pelaje: es importante cepillar a tu minino una vez al día para que tenga un pelaje saludable y libre de parásitos. Utiliza un cepillo adecuado al tamaño del pelaje y hazlo con movimientos suaves a contrapelo. Esto evitará que se le formen nudos y que trague pelo en exceso que pueda taparle el tubo digestivo.

Bandeja higiénica: los felinos buscan un lugar tranquilo para orinar y defecar. Su cajón o bandeja debe ser de las dimensiones adecuadas para su tamaño. Procura que la arena de la bandeja sea suficiente y de buena calidad para que absorba la humedad y los malos olores. Es recomendable que laves la bandeja con agua y jabón y que cambies el relleno completo una vez por semana.

Platos de alimentos: debes lavarlos regularmente pues de lo contrario puede que tu gato se rehúse a comer en ellos.

Área para dormir: Debes sacudir su cama y lavar sus almohadones con cierta frecuencia, así tu gato se sentirá confortable y junto con el cepillado, disminuirás las probabilidades de que sea infectado por parásitos indeseables.


ROMA DECLARA A LOS GATOS PATRIMONIO BIOCULTURAL DE LA CIUDAD.



Cualquiera que haya paseado por Roma y, especialmente, por los numerosos yacimientos arqueológicos diseminados por la Ciudad Eterna, se habrá tropezado con sus simpáticos ocupantes, los gatos. Se calcula que en las calles de la capital italiana viven alrededor de 150.000 mininos que conviven pacíficamente en grandes grupos.

En el pasado, estos animales libraron a los romanos de una epidemia de peste - que podría haber diezmado la población - comiéndose a las ratas. Ahora, el Ayuntamiento de Roma quiere rendir homanaje a estos "ciudadados" tan especiales declarándolos patrimonio biocultural.

Fuente: Página 98. Pronto Nº 1853

martes, 28 de julio de 2009

El miedo en los gatos


El miedo de los gatos se puede tratar, siempre tras el diagnóstico del problema por parte de un profesional cualificado.

Algunos gatos sienten miedo o temor a los ruidos. El estruendo causado por una tormenta o por unos petardos les hace pasar un rato realmente aterrador.


Las feromonas, u hormonas sociales, son sustancias químicas, que secretadas por un individuo, transmiten una información específica a otros individuos de la misma especie y provocan en ellos cambios en su fisiología y comportamiento.

En los gatos, dada la importancia que para ellos tiene la comunicación olfativa, se producen una cantidad enorme de feromonas distintas. De todas, las que más nos interesan en el tratamiento de los miedos son las que se producen en las perras durante el periodo de lactación.


Estas feromonas, secretadas por la región mamaria, tienen una actividad tranquilizadora para los cachorros. Es decir, parecen transmitirles un mensaje de bienestar, calma y seguridad. Este efecto es muy interesante, ya que se ha observado que se produce incluso en los animales adultos y sobre todo en aquellos que manifiestan conductas miedosas de distinta índole.

Usar estas feromonas es muy sencillo, ya que se presentan como un difusor, similar a los ambientadores del hogar, que libera la feromona directamente al ambiente, siendo recibida por el animal. Es completamente inocuo para los animales y las personas, no huele y sólo hay que colocar el difusor en aquella parte de la casa donde el animal pase más tiempo. Probablemente en poco tiempo se podrá apreciar alguna mejoría en su conducta miedosa.

lunes, 20 de julio de 2009

EL GATO SIAMES


Tener un siamés es una experiencia “única” y mucha gente que nunca tuvo un gato, que en algún momento sintió aversión a ellos, cuando se topo con un siamés, siempre el gato logro un cambio radical en la manera de pensar a pesar de estar arraigada por años, y es así que mucha gente gracias a los siameses comenzaron a mirar los gatos con otros ojos.

El Gato siamés original era el Seal Point, o Punto Foca. 100 años después encontramos una enorme variedad de colores como el Blue, Chocolate, Lilac, Red, Cream, estas mismas coloraciones las encontramos en los tabby point o gatos atigrados en los puntos, en Tortie y puntos atigrado Tortie, (tortie tabby o torbie). Se dice que el Gato siamés nace de un linaje muy viejo de gato doméstico con los siglos de selección natural detrás de el. También es sabido que los gatos siameses son de origen Oriental.

Cuenta la leyenda que los gatos siameses eran muy difíciles de obtener y era sólo regalo como un favor especial del Rey de Siam, reino ahora conocido como Tailandia, que se mantuvo la raza enteramente dentro de su palacio como el gato real de Siam.

El primer siamés que apareció en Inglaterra fue un obsequio del Rey de Siam a un embajador británico. Los primeros gatos siameses fueron mostrados en Inglaterra en Palacio de Cristal en 1871 y ellos aparecieron en exposiciones Americanas por el siglo xx temprano. Entre 1884 y el fin del siglo varios gatos siameses se importaron en este país y fueron registrados. Nacía una raza, show y competencias. Mientras el color es una característica prominente de esta raza, la estructura es también importante. El siamés es definido como largo. Desde el comienzo, el estándar de la raza ha subrayado el largo, la cuña la forma de la cabeza y líneas alargadas de cuerpo. El cuerpo muscular y tubular es sostenido por piernas largas y agraciado por un cuello y la cola largos. Paradójicamente su pelaje se desea lo mas corto posible y pegado al cuerpo de manera de acentuar perfectamente las largas líneas siamesas.


Desarrolla un gran sentido de responsabilidad al defender su hogar, pero necesita acostumbrarse a la compañía de otros animales a edad temprana. Son muy cariñosos y les encanta sentirse parte de familia. Son extremadamente inteligentes y les gusta jugar con pelotas y otros juguetes en compañía de su dueño. Pueden sorprender a su dueño abriendo puertas, incluso cuando tienen hambre se ha visto que algunos gatos han llegado a abrir la puerta del refrigerador. Demuestra su cariño restregando su cuerpo y durmiendo junto a su dueño,

domingo, 19 de julio de 2009

Señales de los gatos




Ronroneo. La mayoría de las veces significa que están contentos. Sin embargo, a veces un gato ronronea ante la expectativa de que van a estar contentos, como cuando le estás preparando la comida, o cuando saben que los vas a aacariciar. En ocasiones, un gato ronronea cuando tiene miedo, o están heridos y con dolor.

Maullido silencioso: Tu gato puede acercarse a ti, girar apenas su cabeza, abrir su boca, y emitir un ruido ínfimo, casi como un hipo. Es la forma de un gato de decir "Por Favor!".

Frotarse: A veces un gato se frota contra una persona y envuelve su cola alrededor de las piernas. Está tratando de conocer el temperamento de esa persona, y de saber si es amistosa o no. Es una forma de saludo. Si un gato se frota contra ti con su cuerpo o los lados de su cara, sólo está marcando su territorio. Sin embargo, si el gato se frota con su frente o su nariz, es una verdadera señal de afecto.

Si le gritas a un gato, y sabe que ha hecho algo malo, se hincarán defensivamente, como dándose por vencidos. Esto es una señal para hacerte saber que él sabe que estás enojado.

Si tu gato está enojado contigo, pueden darse la vuelta y marcharse, con la cola hacia arriba, y sacudir una pierna como diciendo "ya tuve contigo, me voy".
Fuente( ProyectoMascota.com)